Del 4 al 11 de Diciembre, hemos estado en el Fab Lab de Burgos, la antigua estación de tren, un edificio con una rehabilitación en acero que ha sido un marco inmejorable para la presentación de una muestra de nuestro trabajo.

 

La acogida del público ha sido impresionante, quiero agradeceros a todos los que habéis pasado por la exposición, que os habéis interesado por nuestro trabajo y que habéis valorado cada uno de los cuadros.

 

 

En la muestra  hemos presentado 21 cuadros, de diferentes temáticas y estilos, con la idea de dar a conocer una parte de nuestro trabajo, y a la vez, llegar al máximo posible de público.

La idea de que la gente pudiera ver y tocar los cuadros era algo que tenia claro desde el principio, y sí, aunque os sorprenda, nuestros cuadros son para ser vistos y tocados, para poder comprobar la textura que tienen; y esto ha sido una sorpresa para la gente que nos ha visitado.

Queremos dar las gracias a la concejalía de Juventud, a la fundación Caja de Burgos y a tanta gente que no citamos pero que son el alma y apoyo de Kikoibo.